Los recortables de Copito

Hoy Miss Dingle. Mi Casita de Papel hace un viaje a la infancia de la mano de los tebeos y con uno, que aunque no fue el más popular si ocupó un lugar importante en mi infancia.

Perdonad si la calidad de las imágenes no es muy buena – con pintadas incluídas – pero estos Copito han pasado por las manos de varias generaciones, incluidas las actuales, lo que demuestra que una historia divertida nunca pasa de moda.

La publicación de la revista Copito, editada por Bruguera, tuvo dos etapas.

20170407_192233-1
Algunos de mis Copito.

En su primera etapa de publicación, en 1977, el contenido de la revista podría definirse como una rama más de los tebeos de Bruguera, con historias de Copito, nombre adaptado al español de un perro blanco y peludo del cómic franco-francés creado por el dibujante Dupa, y del cual la revista recibía su nombre, pero también con historietas nuevas  como Rabín de los Bosques de Pineda Bono o Gatín de Blas Sanchís, entre otros.

Dirigida por Mercedes Blanco Abelaira y catalogada como una “revista infantil”, su precio era de 15 pesetas y su formato el habitual de los tebeos de la época, aunque con un diseño que pretendía darle un barniz de modernidad y alejarla de las típicas portadas de los tebeos Bruguera.

pedro
Recortable del número 17, año II

En 1980, Copito reaparece con un formato muy similar a la exitosa Don Miki, pequeña y con tapas blanda en cartoné. Su denominación pasa a ser de “revista infantil” a “revista juvenil”, buscando un tipo de público de mayor franja de edad. Su precio era de 50 pesetas.

Con 100 páginas, editada de nuevo por Bruguera y dirigida de nuevo por Mercedes Blanco Abelaira, los contenidos de la revista dejaban de lado a los dibujantes españoles para dar paso a un contenido 100% Hanna Barbera y sus personajes, tanto en las historietas como en los pasatiempos.

20170407_192735-1
Recortable del nº19, año II

Los personajes más representativos que pasaron por esta etapa de Copito fueron los famosísimos Jinks, Pixie y Dixie, a los que era imposible leer sin recordar el acento andaluz de Jinks y las peculiares voces de los ratones (¡bendito doblaje!), Los Picapiedra, El oso Yogui,, Don Gato, La tortuga D’artagnan, Huckleberry Hound, El Gorila Maguila, Leoncio el León y Tristón, Los Supersónicos, prediciendo un futuro espacial que todavía no ha llegado y Scooby-Doo, mi favorito, con sus historias de pseudo-terror detectivescas.

Estos personajes conocidos por todos, convivían con otros del universo Hanna-Barbera menos populares como El león Melquiades, El ratón Mush y el Calabaza, Yakki y Chopper, Lupy el lobo bondadoso o los casi desconocidos Gasioso y Achú.

bubú
Recortable del número 25, año II

También había comics spin-off como Peebles y Bam-Bam, basado en las historias de la hija de Pedro y Vilma y el hijo de Pablo y Betty.

Y, durante su primer año ¡traían recortables!

Nota: todas las imágenes son propiedad de Hanna Barbera, los autores y editores, o sus herederos legales, apareciendo en este blog a título informativo para ilustrar la entrada.

Anuncios

¡Feliz Pascua de papel!

¡Feliz Pascua con las muñecas recortables de Joan Walsh Anglund!

Desde 1979, Joan Walsh ha escrito e ilustrado cuatro veces al año la Joan Walsh Anglund Children’s Page en la revista GoodHousekeeping Magazine con unas paper dolls tan dulces como bonitas.

fc42acf7bde3f79893ccfd31951138a3

Sus muñecas de Pascua son una delicia para todos los que nos apasiona el mundo de los recortables.

Pero en toda su obra están presentes sus preciosas ilustraciones donde las paper dolls destacan por su vestuario y sus complementos llenos de color, sus mascotas y todo un universo que hace de cada lámina un pequeño universo propio de cada una de las muñecas, siempre con el sello inconfundible de la ilustradora.

ed710102a4bad5c827e11fbb14edb9fc

Feliz día de Pascua a todos los subscriptores y visitantes de Miss Dingle. Mi Casita de Papel.

Feliz San Valentín con los cupidos de Rose O’Neill

The world needs to laugh  or at least smile more than it does. El mundo necesita reir, o por lo menos sonreir más de lo que lo hace.

-Rose O’Neill

Rose O’Neill fue una artista, ilustradora, escritora estadounidense cuya creación más popular fueron los llamados Kewpies, unos bebés regordetes y tremendamente dulces que aparecieron en multitud de ilustraciones y tarjetas de felicitación.

45f7675bd69f382181bb4151605118ee

Su arte fue completamente autodidacta y lo aprendió copiando cuadros, bocetos e ilustraciones que encontraba en los libros que había en la librería de su padre. Además utilizaba a su propia familia como modelos para hacer retratos.

En sus primeros años en Nueva York, Rose realizó varios trabajos por encargo para revistas tan prestigiosas como Harper’s, Life, Broadway Life, Cosmopolitan, and Colliers. Su éxito, la llevó a conseguir un puesto en la plantilla de Puck Magazine, para la que realizó cerca de 1000 ilustraciones.

Además su gran éxito la llevaron a protagonizar varias campañas publicitarias de los productos más punteros, que veían en sus ilustraciones un modo de alcanzar una publicidad exitosa; entre estos productos se encontraban Oxydol, Rock Island Railroad, Edison Phonograph, Brownie Cameras, Kellogg Cornflakes, Pratt and Lambert Varnishes y  Jell-O.

15c814f8e59236ab0eed44b6b7112efc

En un mundo en el que los ilustradores eran mayoritariamente hombres, Rose, aportó pinceladas de humor mezcladas con dulzura y romanticismo que rápidamente conquistaron al público.

La primera aparición de los  Kewpies fue en 1909, en el especial de Navidad de The Ladies’ Home Journal. Estos pequeñines aparecían en diferentes situaciones humorísticas y normalmente la ilustración se acompañaba de un verso o de una cancioncilla.

1

Los Kewpies se hicieron tan populares que pronto se convirtieron en un muñeco de tipo bisque, con su cabeza en porcelana, fabricados en nueve tamaños diferentes por la empresa alemana J. D. Kestner Co.

kewpie2

También se editaron una serie de láminas de paper dolls, que tuvieron tanta aceptación que pronto se convirtieron en cuadernillos. Estos cuadernos fueron los pioneros de los cuadernos de recortables posteriores.

md8611596684

Hoy sus Kewpies son material de coleccionista, y los muñecos bisque son uno de los objetos más preciados y valorados por todos aquellos amantes de lo vintage y del arte popular de principios de siglo.

e230e673e3a6c483b0922593278044b3

Como pintora y escultora, fue una artista adelantada a su época, con obras que más allá de la estética mostraban un estudio psicológico de los personajes. Sus temas favoritos eran la mitología y el folclore, principalmente irlandés y griego.

En su primera exposición parisina, sus obras captaron la atención del público, describiéndolas como brillantes y originales.

15c1f89ae15db75437d7a5a5c935bb30-jpg

Además Rose O’Neill fue una activista social, que luchó, en especial por los derechos de las mujeres.

Miss Dingle. Mi Casita de Papel os desea un San Valentín muy feliz, lleno de amor para dar a todos los que queremos y recibir de todos los que nos quieren.

Feliz Navidad con las Dolly Dingle’s

Miss Dingle. Mi Casita de Papel quiere felicitar la Navidad a todos sus seguidores con su recortable favorita y con la que por razones personales, ocupa un lugar privilegiado en su corazón, la Dolly Dingle.

dd-c-001

Grace Drayton, su creadora, consiguió que las Dolly Dingle’s estuvieran siempre presentes en cualquier fecha señalada del calendario, ya fuera Navidad, Pascua o Halloween, o cualquiera de las celebraciones importantes, especialmente, para su público americano.

dolly-dingles-c-001

Lo que en un principio comenzó siendo una serie de recortables compuestos por la muñeca y sus vestidos fue transformándose en una preciosas láminas a todo color con diferentes escenas, que no sólo contenían a la muñeca, vestuario y diferentes complementos, sino otros objetos relacionados con la temática de la ocasión especial que se iba a celebrar con ella.

De este modo, la lámina de recortables se convertía en casi una pequeña historia para que los niños y niñas dejaran volar su imaginación.

dd2-001

Porque contrariamente a lo que sucedió en décadas posteriores, los recortables no estaban diseñados exclusivamente para niñas sino también para los niños, ya que muchos de ellos tenían como protagonistas a niños y diferentes complementos y juegos a los que jugaban habitualmente.

A medida que crecía la popularidad de las Dingle, sus láminas se hacían más elaboradas, incluyendo pequeñas viñetas a modo de cards que elevaban más, si cabe, la calidad de éstas. Además la familia iba creciendo no sólo con nuevos personajes, sino con simpáticas mascotas que disponían de su propio vestuario y complementos.

ddc-001

Miss Dingle quiere desear unas Navidades llenas de felicidad a todos los subscriptores y visitantes del blog.

 Si queréis saber más sobre recortables y otros temas vintage, síguenos en nuestras Redes Sociales.

Isabel II

Coincidiendo con el estreno de la esperísima serie de Netflix, The Crown, sobre la vida de la reina Isabel II, Miss Dingle, trae a sus páginas unos magníficos recortables que sirvieron para celebrar la coronación de la reina en 1953.

er2-001

Los recortables aparecen en un cuadernillo,  que además de los paper dolls contenía páginas para colorear. Recoge diferentes outfits de la Reina, el Príncipe de Edimburgo y los dos hijos que la pareja tenía en aquel momento, Carlos y Ana.

Está editado por Saalfield Publishing Company y tienen una calidad exquisita, presentando no sólo las ropas con un detallismo destacable sino una lámina muy cuidada con un fondo de diferentes escenarios relacionados con la coronación.

er6-001

El vestuario refleja perfectamente el gusto de la Reina por un vestuario sobrio en sus líneas y en el que destaca la funcionalidad por encima de cualquier otra cosa, pero al mismo tiempo es un vestuario alegre, lleno de vivos colores, un gusto que la ha acompañado toda su vida – recordemos el abrigo verde flúor que lució en las celebraciones de su 90 cumpleaños.

er3-001

 

Los uniformes, nunca han faltado en su vestuario ya que obstenta diferentes rangos dentro del ejército británico.

Los trajes de gala, siempre han sido muy elaborados y de corte clásico, cuyo diseño se ha ido haciendo más conservador a medida que ha ido cumpliendo años.

A lo largo de los años diferentes ilustradores han realizado recortables de prácticamente todos los miembros de la familia real británica. Algunos de ellos, como los de Tom Tierney, son realmente brillantes. Otros tienden a la caricatura, y últimamente han aparecido algunos realmente logrados de la joven pareja real, William y Kate.

er4-001

De todos ellos estos recortables con aire retro, con mucho colorido y con el estilo de paper doll más clásico son unos de mis favoritos.

Si podéis disfrutad la serie, el despliegue de medios, la ambientación y las interpretaciones son realmente destacables, sin olvidarnos de un vestuario impecable. Mientras disfrutamos de las paper dolls de la reina más longeva, y popular, de la actualidad.

Todas las imágenes son propiedad de THE SAALFIELD PUBLISHING CO. AKRON, OHIO   NEW YORK.

Fundación Raquel Chaves: muñecas recortables gallegas

El Museo do Mar de la  ciudad de Vigo, ha albergado estos últimos meses en dos de sus salas una muy interesante colección de juguetes antiguos cuyo nexo temático era su relación con el mar.

Portada folleto

Esta exposición temporal recogida bajo el epígrafe de “Un mar de ondas lúdicas” se ha nutrido de una pequeña, muy pequeña, parte de los fondos de la Fundación Raquel Chaves, fundada hace 19 años y declarada de Interese Galego un año después de su creación.

Esta Fundación atesora más de 12.000 piezas que van desde los juguetes más simples como canicas a auténticas joyas de más de 2000 años de antigüedad, como una pieza cedida por el concejal de cultura de la comuna de Torrita Riverina (Italia);  pero además posee piezas de coleccionista de gran valor, que alcanzarían cifras difíciles de imaginar en los mercados del coleccionismo mundial.

Todo ello convierte a la colección de la Fundación Raquel Chaves en la más importante de España y una de las más importantes de toda Europa.

Imagen

Mi visita a esta exposición tenía un aliciente añadido: en ella se mostraban algunas de las muñecas recortables de la desaparecida Editorial Hergan y editadas en Vigo. Esas preciosas muñecas gallegas ya sólo se pueden encontrar en las páginas de coleccionismo a precios casi prohibitivos y no siempre en el mejor de los estados.

Imagen

De la Editorial Hergan se exponía también una lámina de Shirley Temple, concretamente el modelo A. Tanto esta lámina como la de Elizabeth son de gran tamaño, y se exponen enmarcadas protegidas por un cristal.

Imagen

Conocía alguna de las láminas de Shirley editadas por Hergan; en una de ellas aparece con vestidos cuando menos “curiosos” ya que llama la atención ver a la estrella infantil norteamericana lista para vestir desde el outfit más cañí al más afín al régimen dictatorial, mano alzada incluida de serie.

Aunque estas láminas no aparecían en la exposición, creo que merece la pena mostrarlas ya que pertenecen a la misma serie de Hergan, concretamente a los modelos A y B.

Imagen

Imagen

Pero la Editorial Hergan no era la única representante de recortables gallegas; Debuxos Riche aportaban dos personajes, que me recordaban el trazo ilustrativo de Betty Boop, llamados Pocholo y Cholita y que databan entre 1938 y 1945.

Tanto Pocholo como Cholita aparecían acompañados de sus trajes: Pocholo con tres uniformes militares  y algún que otro toque patriótico, como mandaban los cánones gobernantes, y Cholita con unos bonitos vestiditos y un  traje de mecánica de aviones, herramienta incluida, cuando menos curioso, ya que no se correspondía con los trabajos típicos de una señorita de los años 40.

Imagen

Para que podáis observar más detalladamente los trajes de Pocholo y Cholita, os muestro otra imagen que encontré en el estupendo blog de Juan C. Requena, de visualización más que recomendable, y del que os dejo el enlace http://www.juguetes-antiguos.es/recortable_pocholo_cholita_recorteatrillos.html

POCHOLO_CHOLITA_Vestidos1

Pero esta visita me depararía un placer inesperado, un encuentro con el Sr. Chaves, responsable de la Fundación Raquel Chaves, que amablemente nos acompañó en un recorrido por la exposición, mostrándonos juguetes de más de un siglo de antigüedad y su funcionamiento (puedo aseguraros que mi hijo, a pesar de ser de la época de las tabletas y las videoconsolas los disfrutó enormemente), enriqueciendo nuestra visita con sus comentarios y apreciaciones, así como contestando pacientemente a todas las preguntas que con curiosidad, casi de niños, nos surgían al ver juguetes que identificábamos perfectamente con nuestra niñez..

Además le agradezco que me facilitara la tarea de sacar las fotografías que ilustran esta entrada, algo complicado dados los reflejos de la luz en los cristales.

100_5380

En la exposición también se podía ver una preciosa colección de Barbies, entre ellas una de las más antiguas y una joya de Barbie Colección regalada especialmente a la Fundación Raquel Chaves.

Muñecas y muñecos antiguos compartían vitrina con juguetes de hojalata, de cartón y del más moderno plástico. Grúas, camiones, juguetes playeros, miniaturas, juegos de mesa, el Milloncete con el que tantas tardes jugamos mi hermana y yo, los clicks de Famobil más clásicos (¡mamá se llaman Playmobil!, me corregía mi hijo) y los inolvidables cuadernos de Kalkitos me trasladaron a mi infancia durante el recorrido por las dos salas, que evidentemente sabían a poco, a muy poco…

Imagen

Resulta curioso, cuando no casi vergonzoso, que una de las mayores y mejores colecciones de toda Europa, tanto por la cantidad de objetos que posee como por su calidad y valor histórico, no dispongan de un espacio, ya ni me atrevo a decir un museo propio, en la ciudad de Vigo para poder ser disfrutada por todos.

La colección de la Fundación Raquel Chaves, de la que sólo he podido ver una minúscula parte, merece que se le dé el valor que realmente tiene. En ella está una parte no sólo de nuestra infancia, sino toda la historia de varias generaciones contada a través del juguete.

Me consta que durante estos meses de exposición en el Museo del Mar, el éxito de público ha sido considerable hasta el punto de ser prorrogada un mes más de lo previsto, y repito que sólo ocupa 2 salas que saben a poco.

Si queréis saber más acerca de la Fundación visitad su página de Facebook:

https://es-es.facebook.com/fundacion.raquelchaves

100_5382

Nota: Mi cariñoso agradecimiento a Fina, Ángeles y Dani, cuyos ánimos han conseguido que retome el proyecto de mis blogs, que por razones personales, llevaba más de un año inactivo.

Hadas de Editorial Saldaña III

La primera vez que publiqué un post sobre las muñecas recortables de Editorial A. Saldaña no pensaba que se convertirían en unas de las hadas favoritas de las amigas de Mi Casita de Papel, algo que se confirmó con una segunda entrada dedicada a ellas.

Las protagonistas de la primera entrada fueron Los Trapitos de Kity y Gloria, y de la segunda Los Trapitos de Rosa y Sylvia, ambas de la Colección-Moda, editados en 1984.

Por ello, estoy segura de que la tercera entrega de las hadas de Editorial A. Saldaña, con Los Trapitos de Loli y Clarita,  no os defraudará.

La editorial vasca Ediciones A. Saldaña publicó estos cuadernos de 8 páginas en 1984. Cada cuadernillo contiene una pareja de muñecas recortables con 4 hojas de vestuario- dos para cada muñeca – y un cuento clásico ilustrado a todo color, que ocupa las páginas centrales.

La portada y las muñecas están editadas en cartoné de tapa blanda y las recortables son del tipo cut out, se desprenden del cartón con una ligera presión sin ser necesarias las tijeras, con una pequeña presilla para poder colocarlas de pie.

El diseño de las muñecas, realmente bonitas y el colorista vestuario, compuesto por ropa de casa, de calle y deportiva con todos sus complementos tienen una buena presentación y un diseño atractivo. Si alguna pega tuviéramos que ponerles sería la calidad del papel interior, tipo “folio grueso”, diferente del brillante papel fotográfico que suele acompañar a los recortables americanos.

El cuento interior ilustrado a todo color es una versión resumida de Caperucita Roja. Estas narraciones de cuentos clásicos añaden un atractivo extra a los cuadernillos.

Desgraciadamente, desconozco el nombre del ilustrador o ilustradores, tanto de los recortables como el del cuento, ya que en ninguna de las páginas del cuaderno aparece la autoría ni firma alguna. Esta es la razón por la que no hago mención a su autoría, algo que siempre me gusta destacar para valorar el trabajo de aquellos que se dedican a cualquier tipo artístico.

 Las imágenes mostradas pertenecen a mis recortables particulares. Recordad que tienen derechos de autor; usadlas de acuerdo con las restricciones legales.